Un juzgado de Alzira se ve obligado a usar el baño como archivo

El juzgado de lo Penal número 15 de Alzira ha tenido que recurrir al baño como archivo improvisado de documentos ante la falta de espacio en sus dependencias. La imagen es un fiel reflejo de la situación que a día de hoy vive la Administración de Justicia con falta de medios e instalaciones dignas. Además, las personas que cada día acuden a las instalaciones deben esperar en la calle ya que no existe ningún lugar habilitado como sala de espera. Las quejas ya se han remitido a la Conselleria.